Por Redacción | 7 Marzo, 2011 a las 7:23 - Escrito en Salud

Redacción/Agencias. La Junta de Castilla y León, en el marco de la labor informativa y preventiva de la Agencia de Protección de la Salud y Seguridad Alimentaria, ha puesto en marcha una campaña para la difusión de consejos destinados a evitar un consumo de pescado con anisakis, centrando estas actuaciones tanto en los ciudadanos como en los profesionales de la distribución y de la hostelería y la restauración.

MejorableAceptableBuenoMuy BuenoExcelente (4 votos, media: 5 de 5)
Loading ... Loading ...

El anisakis es un parásito que puede encontrarse en el pescado y provocar alteraciones digestivas y reacciones alérgicas, que pueden ser a veces graves.

Los únicos alimentos que se ven parasitados y que pueden provocar la anisakiosis son los pescados de origen marino, los cefalópodos (calamar, potas) y los crustáceos (gambas, nécoras, centollos) ya que los de agua dulce y los moluscos bivalvos (mejillón, almejas) no presentan este parásito.

Las complicaciones gastrointestinales y las reacciones alérgicas provocadas en las personas que sufren una anisakiosis pueden ser graves -en algunos casos, muy graves-, muy molestos y prolongadas en el tiempo.
Con el fin de hacer llegar una información preventiva al mayor número de personas, la Junta de Castilla y León realiza campañas informativas sobre éste y otros riesgos alimentarios y, precisamente, la Agencia de Protección de la Salud y Seguridad Alimentaria está actualmente desarrollando una acción de comunicación sobre la anisakiosis dirigida a los sectores implicados.

Se han editado y distribuido, a través de los servicios territorial de Sanidad en las distintas provincias, un total de 55.000 folletos informativos y 2.000 carteles para la prevención de la contaminación por anisakis, que estarán a disposición de los consumidores en centros de salud y consultorios locales, farmacias, asociaciones de consumidores, supermercados, pescaderías, y cuyo reparto, en las nueve provincia de la Comunidad ha sido el siguiente: Ávila, 3.000 folletos y 175 carteles; Burgos,6.000 y 250; León, 7.000 y 250; Palencia, 4.500 y 200; Salamanca, 6.000 y 250; Segovia, 3.000 y 175; Soria, 3.000 y 175; Valladolid, 7.000 y 250; y Zamora, 4.500 folletos y 200 carteles con consejos.

Junto esta información, la Agencia de Protección de la Salud y Seguridad Alimentaria ha elaborado asimismo unas guías destinadas a los profesionales, principalmente aquellos de hostelería y de restauración implicados en la elaboración de comidas preparadas con pescado que, en un número total de 3.700, han sido puestos a disposición de los interesados repartidos provincialmente de la siguiente manera: Ávila, 300; Burgos, 500; León, 500; Palencia, 300; Salamanca, 500; Segovia, 300; Soria, 200; Valladolid, 500; y Zamora, 300.

La labor de difusión que la Consejería de Sanidad realiza en este ámbito se completa con la producción de una infografía animada con consejos generales para la prevención de la anisakiosis, accesible junto a los demás materiales distribuidos en papel en el portal sanitario de la Junta de Castilla y León, www.saludcastillayleon.es/seguridadalimentaria, así como de otras publicaciones más técnicas, dirigidas a los profesionales de los servicios veterinarios de control oficial de la Junta.

Continuar leyendo …

Por Redacción | 26 Octubre, 2010 a las 7:37 - Escrito en Salud

Redacción/Agencias. La Junta, por medio de la Agencia de Protección de la Salud y Seguridad Alimentaria de Castilla y León, ha elaborado y difundido 50.000 folletos y 1.000 carteles informativos con recomendaciones para que los cazadores disfruten de la actividad cinegética con la mayor seguridad sanitaria.

MejorableAceptableBuenoMuy BuenoExcelente (4 votos, media: 5 de 5)
Loading ... Loading ...

La Junta de Castilla y León pone, un año más, a disposición de los cazadores información de interés para el disfrute de la actividad cinegética y el consumo de carnes procedentes de caza silvestre con las mayores garantías sanitarias.

Con este fin, la Agencia de Protección de la Salud y Seguridad Alimentaria ha editado 50.000 dípticos y 1.000 carteles informativos, en los que se recogen las correctas prácticas higiénico-sanitarias a observar tanto durante la caza como a la hora de manipular estos alimentos.

La carne obtenida a través de la actividad cinegética puede ser destinada al autoconsumo por parte de los propios cazadores o comercializada previo paso por una sala de manipulación específica, en la que los veterinarios verifican su aptitud para el consumo humano.

En esta guía, la Agencia recoge buenas prácticas y usos a seguir en relación con las carnes de caza, ya sean éstas de caza mayor o menor, destacando los siguientes:

  • La caza debe consumirse sólo tras su inspección veterinaria, especialmente si se ingiere como embutido. En el caso de animales que pueden transmitir la triquinosis, como los jabalíes, se deberán recoger muestras de diversas partes de cada animal para su análisis por un veterinario.
  • Hay que evitar la manipulación de animales muertos, enfermos o con comportamientos no naturales, poniéndolo en conocimiento de la autoridad competente.
  • Siempre ha que ponerse guantes en el desuello y en la posterior manipulación de los animales, hasta que éstos estén cocinados.
  • En el caso de las liebres, la utilización de guantes y mascarillas ha de ser aún más estricta, ya que pueden transmitir la tularemia.
  • No dé vísceras crudas a tu perro, puede transmitir enfermedades.
  • Ha de evitarse la ingesta de agua no controlada sanitariamente.

Continuar leyendo …