Por José Mateos Mariscal | 25 Enero, 2021 a las 8:24 - Escrito en Opinión

Jose Mateos Mariscal. Siete de cada diez inmobiliarias rechazan a los Emigrantes. En este estudio se han realizado un total de 1.836 llamadas respondiendo a anuncios de alquiler reales a agencias de Alemania, Solingen, Remscheid y Wuppertal; “Tengo muchos propietarios que me dicen que no quieren extranjeros, en este caso no les enseñamos la vivienda” o “según su nombre o su acento descartamos”, responden.

El rechazo aumenta para las familias extranjeras con hijos, en Alemania.

MejorableAceptableBuenoMuy BuenoExcelente (2 votos, media: 5 de 5)
Loading ... Loading ...

Sin derechos sociales

La gran mayoría de las inmobiliarias discriminan a las personas que buscan vivienda de alquiler en Alemania si son Emigrantes. Siete de cada diez de las contactadas por el estudio rechaza de forma explícita alquilar a estas personas, mientras una amplia mayoría de las inmobiliarias restantes acepta otras formas más sutiles de discriminación. El rechazo aumenta para las familias extranjeras con hijos.

“Apenas hemos encontrado inmobiliarias que descarten la discriminación”, la presentación del estudio ¿Se alquila? Racismo y Xenofobia en el mercado del alquiler? El objetivo de este trabajo, intento visibilizar la discriminación que sufrimos las personas extranjeras cuando buscamos una vivienda en Alemania, así como sugerir alternativas desde las políticas públicas”.

Se han realizando un total de 1.836 llamadas respondiendo a anuncios de alquiler reales, a través de la metodología del ‘testing inmobiliario’, a agencias en Remscheid, Solingen y Wuppertal. Se han realizado dos tipos de llamadas telefónicas: en el primero, una persona autóctona y una extranjera han preguntado por viviendas. En el segundo, una persona que se presentaba como propietaria de una casa, contactaba a las agencias inmobiliarias pidiendo explícitamente no alquilar a una persona Emigrante.

Entre las respuestas que le daban las inmobiliarias a este ‘falso’ propietario están las siguientes: “No te preocupes, nosotros tampoco queremos extranjeros”, “En el anuncio no podemos ponerlo, pero en las visitas vemos quién viene y cribamos”, “Tengo muchos propietarios que me dicen que no quieren extranjeros, en este caso no les enseñamos la vivienda” o “Según su nombre o su acento descartamos”.

Continuar leyendo …

Por José Mateos Mariscal | 13 Enero, 2021 a las 8:40 - Escrito en Opinión

Jose Mateos Mariscal. Las historias de la emigración española a Alemania en los años sesenta, siguen estando grabadas a fuego en la piel de sus protagonistas. Pero en quien las vivió, esa huella es por momentos una herida que se hace más profunda todavía.

MejorableAceptableBuenoMuy BuenoExcelente (9 votos, media: 4.56 de 5)
Loading ... Loading ...

Admítelo, ‘como en España en ningún sitio’, ¿verdad?. Si has pronunciado esa manida frase durante estas familiares fiestas es probable que pases demasiadas horas adquiriendo incalculables conocimientos en el bar de Pepe, o que seas uno de los 2,5 millones de españoles que oficialmente residen en el extranjero (en realidad son muchos más) y que hayas vuelto temporalmente a casa por Navidad, como siempre nos recuerda esa marca de turrón.

¡Es verdad! vivir en Berlín está bien, pero ni en Charlottenburg ni Dahlem saben como una de esas cañas fresquitas que sirve Pepe. Cancún mola, pero en Zamora no tienes que andarte con cuatro ojos por si estalla una balacera en cualquier esquina. Praga no tiene mar, en Zambia no ponen tapas, en Nueva York te soplan 7 dólares por una cerveza y cada vez que vuelas a casa desde Tokio son 14 horas y 700 euros menos. Y sí, Lisboa tiene mucho rollo, pero ningún fado de Amália Rodrigues podrá animar una fiesta como ‘Mi gran noche’ de Raphael o ‘Tu Calorro’ de Estopa.

Orgulloso de ser español

Ser español no es estar a favor de la Tauromaquia. Ser español no es llevar la bandera, ni gritar como un berraco frases de odio que espero que no sientas. Tampoco lo es ponerse una pulserita en la muñeca, ni cantar el cara al sol. El concepto de ser español es algo totalmente distinto -o al menos lo debería ser- porque a estas alturas de la historia yo ya no sé qué decirte.

Como español que soy en el exilio económico

Te voy a contar lo que para mí es ser español emigrante en Alemania; Ser español es arder cuando arde Doñana o temblar cuando tembló Lorca; es sentarte a escuchar historias de meigas en Galicia y llegar a creértelas; es ir a Valencia y no sentir rabia por leer un cartel en valenciano, sino que te agrade poder llegar a entenderlo y es presumir de que las Canarias nada tienen que envidiarle al Caribe.

Continuar leyendo …

Por José Mateos Mariscal | 28 Diciembre, 2020 a las 9:39 - Escrito en Opinión

José Mateos Mariscal. Mientras llega la Navidad y el Año Nuevo, miles de migrantes siguen su vida lejos de España y sus seres queridos. Los recuerdos y la tristeza inundan nuestra mente, algunos trabajamos ese día y otros descansan, pero lejos de la tierra que nos vio nacer.

MejorableAceptableBuenoMuy BuenoExcelente (6 votos, media: 4.33 de 5)
Loading ... Loading ...

No hace falta ser un portento para adivinar las Navidades que tendremos los españoles en el extranjero. La inmensa mayoría estaremos más que tristes por alguna u otra razón, pues el panorama se presenta un poco oscuro. No se atina a mirar con claridad el mañana. Los tropiezos con que la política nos obsequia a los emigrantes es desolador.

Ni cuando ni cómo saldremos de ello es una adivinación para elegidos por los cielos. La pandemia ha sido determinante sin duda alguna. España ha estado tan castigada por este mal, que los libros de historias estarán candentes por muchos siglos mostrando los estragos de este fatídico 2020. Me espanta y me pongo en la piel de los que han tenido que echar cerrojazo a sus negocios para siempre. Múltiples despidos, empresas quebradas y personas en bancarrota han sido los protagonistas de un 2020 que parece no tener final. Para muchos Emigrantes es muy difícil pensar en otro futuro o siquiera pensar en la palabra futuro.

También escuecen las imágenes de “las colas del hambre” se asoman a las noticias una vez y otra para nuestro espanto. Aún por los muchos seres queridos e insustituibles para sus familias que ya no están; volaron hasta los luceros.

Los emigrantes en Alemania estamos muy tristes y casi depresivos debido a esta situación, si no nos mata el coronavirus lo hará la tristeza, estas serán las navidades más duras de nuestras vidas. Me temo que la marca de turrón que se hizo famosa por aquella publicidad en la que un hijo que vivía lejos de sus padres regresaba a casa por Navidad y que tantos nudos en la garganta provocó deberá cambiar de anuncio, ya no nos representa. No, este año no volveremos a casa por Navidad, ineludible para los reencuentros familiares. Muchos emigrantes nos encontramos solos y nos sentiremos más solos. Pero ni siquiera eso será un consuelo para enfrentarse a las navidades más tristes que hubiéramos podido imaginar.

Continuar leyendo …

Por José Mateos Mariscal | 21 Diciembre, 2020 a las 9:25 - Escrito en Opinión

José Mateos Mariscal. La irrupción de la pandemia de COVID-19 hace un año provocó una crisis económica sin precedentes y devolvió a Europa un destacado papel, pero, también amplificó varias tendencias de la globalización entre el auge de China y la afirmación del poder de las grandes tecnológicas. Una crisis sin precedentes.

MejorableAceptableBuenoMuy BuenoExcelente (10 votos, media: 4.5 de 5)
Loading ... Loading ...

Si hubiese que destacar una cifra, sería la de los 20.5 millones de empleos desaparecidos desde abril a noviembre en Europa. Si en 1929 se vivió una caída del mercado de valores y en el 2008 una crisis financiera, en el 2020, el impacto es exógeno pero paraliza de la noche a la mañana al conjunto de sectores económicos “físicos”.

Las medidas del confinamiento que en abril afectaron a la mitad de la humanidad, suponen una conmoción inigualable para una economía mundial que funciona con una producción ajustada, sin reservas, con cadenas de producción divididas.

Los aviones, que transportan habitualmente a 4,300 millones de personas al año, se quedan en tierra. El turismo masivo, que representa un 10.5% del PBI mundial, se detiene. Los buques portacontenedores permanecen atracados, y con ellos miles de miembros de tripulación. Transportes y fábricas funcionan a medio gas, los pequeños comercios y restaurantes cierran y los teatros bajan el telón.

La Unión Europea sacó un plan de recuperación de 750,000 millones de euros para la pérdida de empleos y la crisis provocada por la pandemia.

Continuar leyendo …