Reportaje: Merche Abad. Fotografía: Javier Marqués

Reportaje: Merche Abad. Fotografía: Javier Marqués

Redacción. Entre las propuestas Culturales de éste fin de semana, queremos destacar especialmente una: el Concierto Conmemorativo del 60 aniversario de la fundación de la Hermandad de “Santísimo Cristo del Milagro”.

MejorableAceptableBuenoMuy BuenoExcelente (3 votos, media: 5 de 5)
Loading ... Loading ...

El acto tendrá lugar, hoy sábado 9 de abril en la Casa de La Cultura de Aranda de Duero (ver mapa GPS) a las 19:30. En el concierto se interpretarán 8 piezas en las que se recorre musicalmente la vida y trayectoria de la Hermandad y estarán acompañadas de una proyección de imágenes y de la lectura de varios textos alusivos a tal evento.

Un espectáculo lleno de Historia que, como bien pudimos comprobar durante los ensayos realizados (ver fotografía superior), ofrece una emotividad… y una calidad musical sublimes.

Una Hermandad con Historia.

Las Hermandades y Cofradías nacieron como grupos y asociaciones para distintos fines dentro de la Iglesia, uno de ellos como el Santísimo Cristo del Milagro, era preparar, cultivar, apoyar y dar vida a la Semana Santa; pero también surgieron para que los Hermanos o Cofrades trabajaran unidos y rezaran unos por otros, sobre todo cuando alguien fallecía.

En los años cincuenta, un grupo de amigos que se reunían los sábados en el Bar “Los Caracoles”, comentan cómo dar esplendor a la Semana Santa arandina. En una de estas tertulias y con motivo del cumpleaños de uno de ellos (José Tormo), acuerdan crear una Hermandad de Semana Santa, como las que había en otras cuidades.

Siguen estas reuniones y deciden buscar una imagen representativa del ideal cristiano y de hermandad que habían ido desgranando en ellas. Para ello, recorren todas las iglesias de Aranda, pero no encuentran una imagen que llenara y cuadrara con esos ideales que surgían en sus conversaciones.

Seis décadas de Trabajo.

Alguien recordó haber visto en la capilla del Asílo de Ancianos Desamparados una imagen de un Cristo crucificado, por lo que fueron a ver la mencionada imagen.

Agradó y cuadraba con el ideal y espiritual cristiano que tenían, por lo que se ponen en contacto con las Hermanitas de Ancianos Desamparados que, a la sazón, llevaban el cuidado del Asilo; y con don Julián del Olmo, capellán y encargado de dicha capilla. Después de estas conversaciones, deciden dar los primeros pasos y pedir los permisos correspondientes para fundar la Hermandad del Santísimo Cristo del Milagro. Un Cristo crucificado que, según la tradición, procede del Convento de los Dominicos “Santi Spiritus” de Aranda de Duero.

Con la retirada de las tropas francesas de Aranda, se expolia, incendia y destruye el citado convento. En noviembre de 1.812 sufre un segundo incendio y más tarde es expoliado por los vecinos.

Se llamaba el Cristo de la bofetada porque cuentan que sobre enero del año 1.812, uno de los soldados de las tropas Napoleónicas, ebrio, llevado por su furia iconoclasta y cegado por el humo del incendio, puso sus manos sobre el rostro del Santísimo Cristo en ademán de descargar sobre él una tremenda bofetada. La palma de la mano señaló sus cinco dedos en el rostro de Cristo, y aquel brazo del soldado quedó en el mismo instante seco y paralítico hasta el día de su muerte. Por este motivo, le pusieron el nombre de Santísimo Cristo del Milagro.

60 años han pasado desde la iniciativa de ese grupo de amigos, seis décadas… y un proyecto al que se ya han unido más de 600 hermanos/as, que con su participación, colaboración y tesón logran constituir una de las Hermandades más reconocidas de la tradicional Semana Santa Castellana.

Continuar leyendo …