Por Redacción | 19 Octubre, 2011 a las 6:50 - Escrito en Salud

Redacción/Agencias. La Junta desarrolla esta estrategia preventiva a través de la cual se ofrece a las mujeres de entre 45 y 69 años residentes en Castilla y León la opción de acceder a un estudio mamográfico. En 2010 se alcanzó un índice de participación superior al 75%.

MejorableAceptableBuenoMuy BuenoExcelente (4 votos, media: 5 de 5)
Loading ... Loading ...

El cáncer de mama constituye un importante problema de salud femenina, con una incidencia que se sitúa en que una de cada diez mujeres puede padecer esta enfermedad a lo largo de su vida. La frecuencia de aparición de estos tumores es mayor con la edad.

La detección precoz del cáncer de mama permite alcanzar niveles de curación superiores al 80%; por ello, las mamografías -en sus niveles técnicos actuales- son la mejor prueba diagnóstica, ya que permiten detectar hasta el 95% de los tumores, por muy pequeños que éstos sean.
Las mamografías son pruebas rápidas, sencillas y escasamente invasivas y consisten en radiografías de las mamas con bajos niveles de radiación.

La Junta de Castilla y León pone a disposición de las mujeres de entre 45 y 69 años residentes en la Comunidad el Programa autonómico de detección precoz del cáncer de mama, vigente desde 1992. A él se accede a través de la información individualizada que reciben las participantes en sus domicilios, mediante una carta en el momento en el que entran en la edad prevista, o en sus centros de salud y en las unidades mamográficas correspondientes.

La participación en este programa de cribado se inicia con un estudio mamográfico que, en la mayoría de los casos, es negativo; si es así, la prueba se repite pasados dos años, y la mujer participante recibe una notificación en la que se recuerda la fecha de la siguiente revisión.

Continuar leyendo …